VOTO POR COCO

Desde hace mucho tiempo sabemos que las películas de animación no son siempre para niños, aunque lamentablemente muchos padres de familia no lo entienden así y piensan que porque son muñequitos, los protagonistas, todo mensaje que salga de un filme de esta naturaleza, debe ser visto por los pequeños sin importar edad ni temática.

Obviamente, Coco no es así, y viene con su presencia a limpiar la cara de las películas de este género; pues al ocuparse de temas tradicionales, folclóricos y culturales de un pueblo, deja entre ellos y a partir de ellos, un mensaje fuerte de ternura, de necesidad de afecto y de amor filial. Si la familia ha resultado ser la víctima de esta época, esta cinta brinda la oportunidad de aprender, hasta donde podemos y debemos llegar, para fortalecer los lazos filiales.

Coco debe ser vista en familia para refrescarnos, para aproximarnos al mundo interior de esa célula social que vive y sufre las tensiones y dislates de estos tiempos, los resentimientos a veces heredados, en fin; las penas y alegrías del diario vivir entre abuelos, hijos y nietos y sobre todo, para que aprendamos a generar cambios interiores en nosotros mismos ante el encuentro de la verdad. Coco, abre la puerta para el reencuentro familiar y por eso para el Oscar, nuestro voto va por ella.

Coco educa porque forma y porque nos enseña modelos de personas que en la contradicción y confrontación, encuentran el equilibrio emocional que requieren para hacer la vida más noble y llevadera. Forma, cuando enseña a destruir el rencor, a menospreciar la arrogancia, a promover el cambio dentro de nosotros, a ser un poco mejores; y forma, cuando nos muestra a un niño resuelto a construir su propia vida y a tener un objetivo y no desmayar hasta alcanzarlo.

La ternura que rodea la cinta y que se extrema en sus minutos finales, tiene sin duda una marca que dejar en el corazón de cada miembro de familia que la observa.

No se la pierdan, véanla con sus hijos, aprendan las lecciones y enseñen a partir de ellas, que el niño puede por sí mismo vencer sus dificultades y alcanzar sus metas de vida.

Sin Comentarios

Publicar un Comentario